El periodista de radio y televisión Juan Carlos Huerta fue asesinado, con su muerte suman 43 comunicadores que han perdido la vida de esta forma, durante el gobierno de Enrique Peña Nieto.

El gobernador de Tabasco, Arturo Núñez Jiménez, lamentó la muerte del locutor al que calificó de amigo.

De acuerdo con información revelada por Núñez Jiménez, el comunicador estaba saliendo de su hogar en un fraccionamiento a las afueras de la Ciudad de Villahermosa, cuando fue abordado por un vehículo negro en el que viajaban más de tres personas y posteriormente asesinado a tiros.

El gobernador señaló que se reforzará la seguridad en todo el estado.

Huerta Martínez era conductor del noticiero “Sin Reservas”, de los más influyentes en el estado, de corte político. Además conducía el noticiero de televisión en el canal Notinueve, todas las noches de lunes a viernes.

Hasta el mes de enero laboró para Grupo Acir, de donde se separó tras ganar una concesión de radio, la 6.20 de AM. El comunicador decidió entonces cambiar su noticiero a la estación que le fue concesionada.

El periodista tenía 45 años y deja a una esposa y dos hijos.

El homicidio se registra en el día en que los periodistas conmemoran el primer aniversario luctuoso del periodista Javier Valdez, asesinado hace un año en Culiacán, Sinaloa.

En México, en la actual administración han asesinado a 37 periodistas, según la organización Reporteros Sin Fronteras.

En lo que va de este año cuatro periodistas han sido asesinados en el país: Carlos Domínguez, en Nuevo Laredo; la bloguera Pamela Montenegro, conocida como Nana Pelucas, en Guerrero; Gerardo Martínez, de EL UNIVERSAL, en la CDMX, y Leobardo Vázquez, de Veracruz, en marzo.